Universidad Tecnológica de Bolívar

Una institución con vocación empresarial e internacional

UTB en Simposio Internacional Crecimiento Verde y Política Económica

Publicado el 7 Sep 2017

La directora del programa de Economía de la FEN – UTB Tania Jiménez, y la profesora Claudia Pabón, de la Universidad Adolfo Ibáñez de Chile, fueron seleccionadas para presentar su trabajo titulado: Oportunidades para la gestión de recursos en centros urbanos basadas en la gestión circular y descentralizada de residuos orgánicos municipales, en el Simposio Crecimiento Verde y Política Económica, organizado por el Departamento Nacional de Planeación (DNP), el Instituto Global de Crecimiento Verde (GGGI), el Ministerio de Hacienda y Crédito Público de Colombia, la Facultad de Economía de la Universidad de los Andes y el Banco Interamericano de Desarrollo (BID).
 
El simposio se llevó a cabo en el marco de la Misión de Crecimiento Verde que busca definir los lineamientos de política pública en materia de crecimiento verde en Colombia. En el evento hubo espacio para que expertos nacionales e internacionales dialogaran alrededor de temas relevantes como la economía circular, modelación económica y diseño de políticas económicas sostenibles. 
 
Se contó también con la participación del director de la misión, Hernando José Gómez, el subdirector territorial del DNP, Juan Felipe Quintero; el investigador holandés Reyer Gerlagh; el viceministro de hacienda Dimitri Zaninovich, quien anunció que el recaudo de impuesto al carbono se destinará a zonas afectadas por el conflicto armado y afectadas en materia ambiental; el director del Centro Agronómico Tropical de Investigación, Francisco Alpízar quien expuso el rol de la economía del comportamiento para políticas ambientales; el profesor de Ecología Industrial, Universidad de Leiden, Arnold Tukker, entre otros expertos.
 
Uno de los temas más importantes en materia de Economía Circular es la gestión integral de los residuos en el país. Actualmente sólo el 17% de los residuos se están aprovechando en Colombia, mientras que en los países desarrollados ese valor llega a más del 80%. Por ello, uno de los objetivos del foro fue mostrar los caminos posibles para aumentar ese porcentaje de reciclaje e incentivar modelos de Economía Circular en las empresas. 
 
Oportunidades para la gestión de recursos en centros urbanos basadas en la gestión circular y descentralizada de residuos orgánicos municipales
 
En el trabajo realizado por las docentes, se expuso que la gestión de los residuos sólidos municipales (RSM), entendida como su recolección, transporte y disposición final, es un gran desafío para los gobiernos locales principalmente por el incremento en su generación, la gran cantidad de recursos empleados en su gestión, y la complejidad de la cadena que facilita que se generen ineficacias y pérdidas de recursos. Tradicionalmente la gestión de los residuos se ha orientado a garantizar la salud de la población siendo la regla durante el Siglo XX, la aplicación de la lógica lineal orientada a la disposición final contenida y segura en lugares como rellenos sanitarios. 
 
Varios problemas se derivan de esta lógica incluyendo la vida útil finita de los rellenos, su propensión a incendios, pérdidas de lixiviados, además de sus altos costos. En el caso de Colombia, el 81% de los residuos sólidos van a los rellenos sanitarios, y el resto se distribuye en botaderos (10,34%), celdas transitorias y de contingencia (5, 53%), en cuerpos de aguas y se quema (0,64%); y 3,09% se dispone en plantas de aprovechamiento. 
 
La vida útil en casi el 40% de estos sitios de disposición final, oscila entre 0 y 3 años, planteando un reto para las autoridades ambientales nacionales. El Departamento de Bolívar, que cuenta con un número alto de municipios rurales en condiciones de vulnerabilidad ambiental y en materia de salud, por la inadecuada disposición final de residuos, es un ejemplo de esta problemática. 
 
La disposición de residuos en rellenos sanitarios, si bien es bien vista desde el punto de vista de salud pública, genera costos importantes para los municipios. En Chile, donde cerca del 65% de los residuos tiene como destino final rellenos sanitarios, el costo de disposición en dichos recintos equivale a 15 - 22 dólares por tonelada, lo que para municipalidades de escasos recursos puede significar más del 20% del presupuesto anual. Más aún, el problema de la recolección y transporte de residuos hasta estos lugares implica que dichos gastos se duplican. 
 
En ciudades que no tienen disposición final, la recolección típicamente es 70-80% del costo de gestión de residuos, razón por la cual hoy por hoy solo el 50% de los residuos producidos en ciudades se recolecta y en zonas rurales es mucho menos (UN Habitat, 2010). 
 
En países en desarrollo, aproximadamente la mitad de los residuos generados a nivel doméstico corresponde a residuos orgánicos. Estos residuos de fácil putrefacción contienen gran parte los elementos que algún día fueron parte de los alimentos de los que provienen: carbono, nitrógeno, fósforo. Ellos son potenciales contaminantes ambientales causantes de eutrofización, cambio climático, deterioro de los océanos, que podrían ser recuperados para generar energía, restablecer  la fertilidad de los suelos y producir nuevos alimentos. 
 
Desafortunadamente, en la mayoría de las municipalidades no existe una recolección diferenciada de los residuos, un trabajo en esta vía implica la educación de la población y la búsqueda de alternativas tecnológicas que permitan realizar valorización in situ de los mismos.
 
En este trabajo se exploraron dos casos en Santiago de Chile que ejemplifican el abordaje de retos educativos y tecnológicos en el ámbito de la valorización descentralizada de residuos orgánicos y se expuso el caso de Maríalabaja, Bolívar, Colombia, donde se cuantificó el potencial de los residuos orgánicos para suplir necesidades locales de energía. 
 
El análisis de estos casos provee información importante para el diseño de estrategias eficientes en el marco de la gestión integral de residuos sólidos y del impulso a la economía circular en Colombia, contribuyendo al avance en los objetivos globales de desarrollo sostenible – ODS, incorporados en el Plan de Desarrollo 2014 – 20184; especialmente, el objetivo 13: Acción por el Clima y el objetivo 11: Ciudades y Comunidades Sostenibles. 
 
Es importante resaltar el carácter inclusivo de la investigación y la coparticipación de las comunidades en los procesos de diagnóstico y estimación del potencial de los residuos domiciliarios en el caso de Marialabaja, Bolívar (Colombia) y el EcoParque (Chile), así como en el diseño de propuestas comunitarias de reducción de residuos y generación de biogás, a través de las diferentes reuniones concertadas con líderes comunitarios y habitantes locales.  


¡Comparte este contenido en tus redes sociales!

Socios corporados